domingo, 23 de diciembre de 2012

¿Qué cantidad de agua hay en nuestro planeta?


Se calcula que el total de agua que hay en el planeta (contando agua dulce y salada, líquida y sólida en forma de hielo en los polos, la que está en la superficie y la que se esconde debajo de tierra) es de 1.400 millones de km³ de agua. Si tenemos en cuenta que 1 km³ son mil millones de m³, nos aparece un número que incluso es demasiado grande para ser pensado.
Esta agua está distribuida en una fina capa que, en su punto más profundo –las Marianas, una fosa marina que se encuentra en el océano Pacífico– llega a los 11.000 metros de profundidad, que teniendo en cuenta que el radio de la Tierra es de más de 6.000 km, no es mucho.
Jacques Cousteau, el famoso oceanógrafo francés, tenía una forma muy gráfica de explicar cómo de fina es esta capa de once quilómetros. Decía que si cogiéramos una bola de billar y la sumergiéramos en un cubo de agua para acto seguido secarla con un trapo, la película de humedad que quedaría en la superficie de la bola sería, proporcionalmente, bastante superior a la cantidad de agua que hay en el planeta. Aún así, esta capa tan fina ocupa el 71% de la superficie terrestre, es decir, que la mayor parte de la Tierra está cubierta de agua.
Esta cantidad de agua se ha mantenido invariable desde que se creó hace 4.500 millones de años, y como que no se destruye la que existe ni se crea de nueva, la cantidad seguirá siendo la misma. Lo que cambia, ya sea por causas naturales o por la acción del hombre, es el estado de esta agua y su distribución.

¿De esta agua, cuanta podemos aprovechar?
Sólo un 2,5% de toda el agua tiene una salinidad lo suficientemente baja como para considerarla agua dulce. Teniendo en cuenta que la mayor parte de los ecosistemas terrestres y de todas sus especies (el hombre entre ellas) necesitan este tipo de agua para vivir, podemos empezar a pensar que, aunque no sea un recurso escaso, sí que es un recurso limitado.
De este 2,5% de agua dulce del que hablábamos, el 79% se encuentra concentrado en los polos en forma de hielo, el 20% son aguas subterráneas y sólo un 1% se encuentra en la superficie. Pero es que, además, de este 1% la mitad se encuentra en lagos, el 38% mezclada con el suelo, el 8% en forma de humedad atmosférica, el 1% en organismos vivos y otro 1% en los ríos. Resumiendo: el agua potable a la que tenemos acceso es un 0,008% del total disponible. Una buena forma de entender esto es con una imagen: si toda el agua del planeta cupiera en un cubo de 5 litros, el agua dulce disponible no llegaría a llenar una cucharita; de esta cucharita, el ser humano sólo puede aprovechar dos gotas.

Fuentes:
  1. Los datos de este artículo aparecen en el libro Guía de bolsillo para personas inquietas: http://www.intermonoxfam.org/es/informate/productos/libros/ciencias-sociales/guia-de-bolsillo-para-personas-inquietas
  2. Lo podéis consultar aquí: http://books.google.es/books?id=a7vZ4P8KlssC&printsec=frontcover&hl=es&source=gbs_ge_summary_r&cad=0#v=onepage&q&f=false
   
   
   
   

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada